Dando respuesta a un derecho básico, trabajar.

El programa de Empleo con Apoyo, uno de los estandartes del movimiento Down, lleva en marcha desde nada más y nada menos que 2002. El objetivo del mismo es darle respuesta a un derecho básico en la vida de todas las personas, trabajar. Para ello los profesionales de la Asociación contactan con las empresas del entorno en el que viven las personas usuarias, a fin de explicarles las ventajas de contratar a una persona con síndrome de Down u otras discapacidades intelectuales.

Para que la incorporación de la persona con discapacidad en su nueva empresa sea un éxito, tanto ella como la empresa cuentan con la figura del preparador laboral, un técnico de la Asociación que facilita en todo momento el proceso de aprendizaje y adaptación a las tareas a realizar.

¿Cómo han sido estos años de trayectoria?

A lo largo de estos casi veinte años de andadura 30 personas distintas del programa de Empleo con Apoyo de nuestra Asociación han trabajado en más de cuarenta empresas de la provincia, convirtiendo a Down Lugo en un referente en nuestra comunidad, demostrando que las personas con discapacidad no solo pueden trabajar, sino que lo pueden hacer en diferentes ámbitos laborales con mucho éxito.